La desaparición de los bosques húmedos y su impacto sobre el clima

Los bosques húmedos tropicales, agrupan una gran diversidad de formaciones vegetales, de gran biodiversidad, cuya característica común es una temperatura promedio de 28 °C y una humedad relativa promedio d el 80% ; ya que otros aspectos como la regularidad y cantidad de las precipitaciones (1.400...

Descripción completa

Detalles Bibliográficos
Autor Principal: Díaz Díez, Cipriano Arturo
Formato: Capítulo de libro (Book Chapter)
Lenguaje:Español (Spanish)
Publicado: ‎‎Corporación colombiana de investigación agropecuaria - AGROSAVIA 2019
Materias:
Acceso en línea:http://hdl.handle.net/20.500.12324/35615
Descripción
Sumario:Los bosques húmedos tropicales, agrupan una gran diversidad de formaciones vegetales, de gran biodiversidad, cuya característica común es una temperatura promedio de 28 °C y una humedad relativa promedio d el 80% ; ya que otros aspectos como la regularidad y cantidad de las precipitaciones (1.400 a 3.500 mm / año) se presentan notables diferencias entre unas y otras. La radiación solar (1.600 a 2.000 horas / año) es otro factor que varía como consecuencia de la nubosidad y el vapor de agua en sus diferentes manifestaciones; la evapotranspiración potencial tiene una variación que oscila entre 1.350 y 1.650 mm / año. Desde el punto de vista climático la zona donde se encuentran estos bosques se caracteriza por no tener cambios estacionales radicales y por su gran fragilidad frente a las agresiones del medio. Estos son bosques sombríos y siempre verdes, compuestos por árboles con copas de más de 30 metros de altura, en los cuales la diversidad alcanza su máxima expresión, en donde ninguna especie es dominante. La cantidad de nichos ecológicos es tan enorme y la vegetación es tan densa que la mayoría de las especies se desconocen. La luz es un recurso a menudo escaso, por lo que las distintas especies vegetales luchan recurriendo a las mas diversas estrategias. Algunos como los grandes árboles en forma de parasol alcanzan gran altura impidiendo el desarrollo de plantas por debajo. Otras crecen con rapidez para conseguir que sus hojas alcancen la zona de luz, aprovechando los espacios libres. Las hay que trepan por los troncos de los árboles, como las lianas. Muy pocas pueden colonizar el estrato inferior.