Propagación in vitro de Psidium guajaba mediante organogénesis directa a partir de segmentos nodales.

Se indujeron múltiples brotes mediante organogénesis directa a partir de segmentos nodales de 10 genotipos diferentes de guayaba. Para ello se estableció un sistema de propagación clonal in vitro combinado con inducción rápida de brotes ex vitro para propagar árboles élite. La utilización de segment...

Descripción completa

Detalles Bibliográficos
Autores Principales: Nuñez, Víctor Manuel, Ocampo, Fabiola
Formato: Artículo (Article)
Lenguaje:Español (Spanish)
Publicado: Corporación Colombiana de Investigación Agropecuaria 2018
Materias:
Acceso en línea:http://hdl.handle.net/20.500.12324/18229
Descripción
Sumario:Se indujeron múltiples brotes mediante organogénesis directa a partir de segmentos nodales de 10 genotipos diferentes de guayaba. Para ello se estableció un sistema de propagación clonal in vitro combinado con inducción rápida de brotes ex vitro para propagar árboles élite. La utilización de segmentos nodales permitió obtener en poco tiempo brotes adventicios adecuados para multiplicación masiva. La respuesta in Vitro de los genotipos fue evaluada usando los medios de cultivo MS (Murashige y Skoog, 1962), Mc (Mascarenhas) y WPM (Woody Plant Medium) suplementados con 0,1 mg·L-1 de ácido indolácetico (AIA) y 0,25 mg·L-1 de bencilaminopurina (BAP). El procedimiento de desinfección con hipoclorito de sodio previno eficientemente la contaminación de los explantes después de la inoculación en el medio de cultivo. El mayor porcentaje en la inducción de brotes se logró con 0,25 mg·L-1 de BAP. Los segmentos nodales presentaron de 1 a 2 brotes adventicios por explante después de 15 días de inoculados y de 3 a 7 brotes a los 30 días después del inicio del cultivo. Una vez individualizados los brotes se usaron en una nueva fase de multiplicación masiva en la que se probaron cuatro sustratos diferentes durante el enraizamiento y el endurecimiento. Esta metodología permitió la propagación in vitro de guayaba cuatro semanas después del inicio del cultivo. Los mejores resultados se lograron con el medio WPM que permitió obtener las primeras plántulas enraizadas dos semanas después de la transferencia al sustrato de enraizamiento.