Preparación de suelos.

El objeto de la preparación de la tierra para la siembra es la de promover un buen desarrollo de raíces que trae consigo una mejor extracción de nutrimentos del control de malezas, y permite la descomposición de los residuos vegetales y su incorporación al suelo para que aporte nutrimentos. Se menci...

Descripción completa

Detalles Bibliográficos
Autor Principal: Rodríguez, Alvaro
Formato: Otro (Other)
Lenguaje:Español (Spanish)
Publicado: Instituto Colombiano Agropecuario 2018
Materias:
Acceso en línea:http://hdl.handle.net/20.500.12324/14167
Descripción
Sumario:El objeto de la preparación de la tierra para la siembra es la de promover un buen desarrollo de raíces que trae consigo una mejor extracción de nutrimentos del control de malezas, y permite la descomposición de los residuos vegetales y su incorporación al suelo para que aporte nutrimentos. Se mencionan los factores básicos en la preparación del suelo, con las maquinarias modernas y en la selección de las máquinas apropiadas. Se habla de la humedad del suelo a tiempo de la operación de labranza, la textura del suelo y sus efectos sobre las prácticas recomendadas, residuos de cultivos y otra vegetación, características topográficas del campo como pendientes y drenaje, tipo de cultivo que se va a realizar, condiciones climáticas y otros factores propios del campo. Se describen los arados como implementos para roturar la tierra o bien para roturarla y voltearla. Se habla de las ventajas de los arados de discos y sus desventajas además de hacer recomendaciones para su uso. También se mencionan los rastrillos utilizados para complementar las labores de labranza primaria como los rastrillos de discos, rastrillos de dientes, azadón rotatorio. Por último se mencionan las cultivadoras que tienen por objeto complementar las labores primarias, destruyendo las plantas indeseables y promoviendo el crecimiento de las deseables. Se mencionan los tipos de cultivadoras, su acople y graduación