Coyuntura Económica. Abril 1987. Volumen XVII. No. 1

"Los estimativos oficiales más recientes han confirmado que los principales sectores productivos tuvieron resultados muy aceptables en 1986. En particular, la industria y el comercio registraron tasas de crecimiento superiores al 6%, confirmando así los cálculos preliminares elaborados por Fede...

Descripción completa

Detalles Bibliográficos
Otros Autores: Fedesarrollo
Publicado: 2015
Materias:
Acceso en línea:http://hdl.handle.net/11445/1996
Descripción
Sumario:"Los estimativos oficiales más recientes han confirmado que los principales sectores productivos tuvieron resultados muy aceptables en 1986. En particular, la industria y el comercio registraron tasas de crecimiento superiores al 6%, confirmando así los cálculos preliminares elaborados por Fedesarrollo a finales del año. El buen desempeño de la economía en 1986 estuvo propiciado por la situación de las ventas externas de café. Infortunadamente, el mercado externo del café ha dado un giro radical, socavando así las bases de la reciente recuperación y exigiendo importantes ajustes en todos los frentes de la política económica. El giro que ha dado la situación del sector externo del país requiere además que se revise la política de control de importaciones. Como bien sabido, el presupuesto de importaciones que se estableció para 1986 tuvo en cuenta, no sólo que existía una buena disponibilidad de divisas, sino, también, que las demandas de importaciones se encontraban en un punto inusualmente alto debido al represamiento de años anteriores. En el futuro, no será posible lograr altos niveles de crecimiento económico, sin revisar áreas de la política económica. De hecho, ya para 1987 las perspectivas de crecimiento son poco alentadoras, puesto que el PIB aumentará entre un 3.5 y un 4.3%, y esto a pesar de que la mayoría de los sectores económicos cuenta con cierto dinamismo heredado de la buena situación pasada. El desempeño de la producción en los próximos años podría ser aún más pobre, si no se adoptan de inmediato las políticas adecuadas para estabilizar el sector externo, crear nuevas fuentes de demanda y consolidar los procesos de recuperación de los sectores productivos y financieros del país."