Reforma, equidad y eficiencia de los sistemas de salud en Latinoamérica. Un análisis para orientar la cooperación española. Informe SESPAS 2008

En los años noventa, las entidades financieras internacionales promovieron cambios en la forma de financiar y organizar los sistemas de salud. Tres décadas después, la equidad y la eficiencia siguen siendo problemas centrales de los sistemas de salud en muchos países en vías de desarrollo. El objeti...

Descripción completa

Detalles Bibliográficos
Autores Principales: Lorenzo, Ingrid Vargas, Vázquez Navarrete, M. Luisa, de la Corte Molina, Pilar, Mogollón Pérez, Amparo, Unger, Jean Pierre
Formato: Artículo (Article)
Lenguaje:Español (Spanish)
Publicado: Elsevier 2008
Materias:
Acceso en línea:https://repository.urosario.edu.co/handle/10336/25742
https://doi.org/10.1016/s0213-9111(08)76096-5
Descripción
Sumario:En los años noventa, las entidades financieras internacionales promovieron cambios en la forma de financiar y organizar los sistemas de salud. Tres décadas después, la equidad y la eficiencia siguen siendo problemas centrales de los sistemas de salud en muchos países en vías de desarrollo. El objetivo de este artículo es reflexionar sobre las reformas de los sistemas de salud impulsadas en Latinoamérica y sugerir elementos de mejora para la cooperación española (CE). Uno de estos cambios, la introducción de la competencia en la gestión del aseguramiento y provisión de los servicios de salud y el aumento de la participación del sector privado –competencia gestionada–, fue ampliamente promocionado a pesar de carecer de evidencia empírica y de haber contado con la oposición de sectores públicos y científicos. Años después de su implantación, la financiación de los sistemas de salud sigue siendo inequitativa y el acceso a los servicios de salud dista de ser universal y adecuado, entre otros motivos, por las barreras a la utilización que imponen las aseguradoras. Más aún, persiste la segmentación en la provisión de la atención y la ineficiencia en sistemas costosos de administrar. El Estado español, en plena transformación de su modelo de cooperación internacional, debería centrar sus esfuerzos en el redireccionamiento de la política de los organismos internacionales hacia el fortalecimiento de los sistemas públicos de salud en la región y, al mismo tiempo, mejorar la cantidad y la calidad de su ayuda, favoreciendo el liderazgo de los países receptores.