Las Naciones Unidas y la Unión Europea

En un intento por aproximarse a una de las realidades más complejas que trajo consigo la transformación del orden internacional desde el fin de la guerra fría en el plano de la seguridad, se ha analizado la relación de la UE y de sus actuales estados Miembros con la ONU en la gestión de crisis y con...

Descripción completa

Detalles Bibliográficos
Autor Principal: Duarte Peña, Ivonne
Otros Autores: Ramírez, Socorro
Formato: Trabajo de grado (Bachelor Thesis)
Lenguaje:Español (Spanish)
Publicado: Relaciones Internacionales 2003
Materias:
Paz
Acceso en línea:https://repository.urosario.edu.co/handle/10336/21540
Descripción
Sumario:En un intento por aproximarse a una de las realidades más complejas que trajo consigo la transformación del orden internacional desde el fin de la guerra fría en el plano de la seguridad, se ha analizado la relación de la UE y de sus actuales estados Miembros con la ONU en la gestión de crisis y conflictos. Tal como se observa, los condicionamientos estructurales de tipo político y jurídico, las dificultades para construir consensos a partir de intereses nacionales distintos, así como la ambivalencia entre la voluntad política y la capacidad operacional en la participación de la Unión y de sus estados en los mecanismos de implementación del mandato del SG y del CS; constituyen las bases de análisis en el marco dos dimensiones: institucional y operacional. Es evidente que los aspectos particulares que determinan la dinámica de estas relaciones, en lo institucional a través de la participación de los Euro- Miembros representados en el CS, y en lo operacional por medio de su participación en distintos tipos de gestión de crisis y conflictos que implican desde la diplomacia hasta el uso de la fuerza, permite inferir sobre una posible avanzada hacia modelos de vinculación estratégica entre esquemas de seguridad en niveles nacional, regional e internacional para enfrentar desafíos que tienden a cobrar vigencia también en estos tres niveles. No obstante, en el caso de Estados de la UE, y de ésta respecto a las Naciones Unidas, la posibilidad de fortalecer tales vínculos por medio de una contribución considerable y significativa tanto en lo institucional como en lo operacional, parece constituirán desafío ensimismo